Diferencias Tutela y Curatela

Hoy hablaremos de las instituciones de tutela y curatela, recogidas en la legislación como garantía de toda persona para proteger judicialmente sus derechos, amparando así a las personas menores no sujetos a patria potestad, y a incapacitados. Se encuentra regulado en el Título X del Código Civil, desde el Artículo 215 en adelante.

La guarda y protección de la persona y bienes o solamente de la persona o de los bienes de los menores o incapacitados se realizará, en los casos que proceda, mediante:

1.º La tutela.

2.º La curatela.

3.º El defensor judicial.

Art. 215 cc

También es regulado en la Ley de Jurisdicción Voluntaria, en su Capítulo IV, Sección 1ª, comenzando por el artículo 43, en el que se establece que será competente para conocer de estos expedientes el Juzgado de Primera Instancia del lugar de domicilio, o el lugar de la residencia del menor o de la persona cuya capacidad haya sido modificada judicialmente.

¿Qué es la tutela?

Se trata de un método de protección para aquellas personas sin capacidad plena para obrar, como es el caso de los menores de edad no emancipados o aquellas personas cuya capacidad ha sido modificada judicialmente.

Queda regulada en el Código Civil, en su Artículo 222 y siguientes. Procede en tres casos distintos:

  • Menores no emancipados, cuando no exista la patria potestad ostentada por sus padres.
  • Personas incapacitadas judicialmente.
  • Mayores de edad en prórroga de la patria potestad, cuando no exista curatela.

Existen dos tipos de tutela:

  • Tutela Institucional: El tutor actúa bajo el orden de las autoridades, y puede ser (o no) un familiar.
  • Tutela familiar: El tutor es un familiar.

Se intenta dar prioridad de tutores que posean algún vínculo de parentesco con la persona a tutelar. El orden de preferencia es el siguiente, aunque puede ser alterado por la autoridad judicial:

  • Designado por la persona tutelada.
  • Cónyuge que viva con la persona tutelada.
  • Padres del tutelado.
  • Designados por los padres a través de testamente.
  • Familiares descendientes primero, ascendientes después, o hermanos.
diferencias entre tutela y curatela

¿Quién puede ser tutor?

La persona determinada como tutor será establecida por la autoridad judicial, así como el control de su actuación. También puede ser establecido a través de testamento en caso de hijos menores o sin capacidad plena.

¿Qué es la Curatela?

Es otra institución destinada a la protección de las personas que no poseen plena capacidad para obrar. Está dirigida a la protección del patrimonio, mirando por sus intereses, aunque de manera más restrictiva que en el caso de la tutela.

Podría llamarse una ayuda complementaria a la capacidad jurídica limitada. Está recogida en los artículos desde el 286 en adelante del Código Civil. Serán sometidos a curatela:

  • Menores emancipados sin progenitores o sin patria potestad. También aquellos con el beneficio de la mayoría de edad.
  • Pródigos.
  • Incapacitados parcialmente a través de sentencia judicial. Si esta incapacidad fuese plena, su institución de protección deberá ser la tutela y no la curatela.

Tipos de Curatela

Existen tres tipos distintos de curatela:

  • Mayores de edad y emancipados: En sustitución de la patria potestad.
  • Pródigos: Sólo tienen límites a la hora de obrar en el ámbito patrimonial.
  • Incapacitados parcialmente: Quedarán designadas por el juez unas medidas para complementar la incapacidad de actuación

Diferencias entre tutela y curatela

Ahora que conocemos qué es cada institución, vamos a analizar en qué se diferencian. El motivo o la diferencia principal entre tutela y curatela es la capacidad de obrar de la persona.

Las personas sujetas a tutelas no poseen capacidad, bien porque la han perdido, bien porque por edad no la han conseguido plenamente, mientras que el sujeto a tutela sólo necesita una actuación complementaria.
Por tanto, la tutela es una forma de apoyo más intensa, y menos flexible.

El Tribunal Supremo, en varias sentencias, se ha pronunciado sobre las diferencias entre estos dos conceptos:

La diferencia se encuentra entonces en que el sometido a tutela carece de capacidad y por ello la medida de protección es la representación, mientras que el sometido a curatela es capaz, pero requiere de un complemento de capacidad.
No se trata de una medida discriminatoria, sino adaptada a la situación de la persona, ya que sólo en los casos de falta de capacidad, como sucede en este caso, deberá tomarse la medida más drástica, que implica representación, ajustada a esas mínimas habilidades y conocimientos que le reconoce en la sentencia.

STS 717/2015, 18 de Diciembre de 2015
Share on facebook
Compartir
Share on twitter
Twittear
Share on pinterest
Pin
Share on whatsapp
WhatsApp
¿Quieres hablar con un abogado especializado en Diferencias Tutela y Curatela inmediatamente?

Habla directamente con un profesional, a cualquier hora, cualquier día, en cualquier país, sobre cualquier tema y cualquier rama del Derecho. Podrás enviarle tu documentación (como multas o contratos) para que los revise.

Consultas Ilimitadas

Mientras el servicio está activo, puedes preguntar todas las veces que quieras y no quedarte con dudas. También puedes consultar (además de a abogados) a médicos, veterinarios...

Al mejor precio

Puedes probar este servicio durante 7 días por tan sólo 5€. Después la cuota sube, pero puedes cancelar cuando quieras (también antes de que la prueba termine)

Profesionales Verificados

Hablarás con abogados reales de tu zona, a través de teléfono o chat, especializados en la materia de tu consulta.

¿No encuentras tu solución gratuita?

Contacta con nosotros en nuestras Redes Sociales. ¡Haremos el artículo que necesitas!

¡También puedes realizar una consulta legal gratis!

¡Síguenos en Redes Sociales!